Esta web contiene cookies. Al navegar acepta su uso conforme a la legislación vigente Más Información
Sorry, your browser does not support inline SVG

TELECOMUNICACIONES

Telefónica es sancionada por la CE por competencia desleal

Por Noa BeadeTiempo de lectura1 min
Economía07-07-2007

La Comisión Europea (CE) ha impuesto una multa de 151,87 millones de euros a Telefónica SA por abuso de posición dominante en el mercado de banda ancha, al considerar que no son justos los precios excesivos que la empresa ha cobrado a sus rivales por el acceso a su red y que les dejaba un margen insuficiente para competir.

El Ejecutivo europeo considera que, de este modo, la empresa de telecomunicaciones debilitó la posición de sus rivales, dificultando su crecimiento en el sector y forzándoles a tener pérdidas para mantenerse en el mercado. La CE asegura que “el plan de negocio de Telefónica y la relación de costes muestran que la compañía no puede haber ignorado que estaba provocando un estrechamiento de márgenes”. Según ha afirmado la comisaria de Competencia de la Unión Europea (UE), Neelie Kroes, en un comunicado, “el estrechamiento de márgenes que Telefónica impuso a sus competidores no sólo elevó los costes de estos últimos, sino que también ha dañado notablemente al consumidor” Actualmente, los consumidores españoles pagan por el acceso a la banda ancha un veinte por ciento más que el promedio de la UE de los quince, mientras que su índice de penetración es un veinte por ciento inferior y su crecimiento un treinta por ciento más bajo. La investigación comenzó por una denuncia a la operadora española presentada en 2003 por France Télécom a través de su filial Wanadoo (ahora dentro de Orange). Posteriormente a la denuncia, la Comisión puso una multa a Wanadoo por fijar precios que obstaculizaron la libre competencia en el mercado minorista de banda ancha francés. Hasta ahora, Bruselas había sancionado a la francesa Wanadoo con 10,35 millones de euros y a la alemana Deutsche Telekom con 12,6 millones de euros por la misma causa. Telefónica, por su lado, ha declarado que recurrirá la sentencia por considerarla injusta. Fuentes de la compañía han declarado su desacuerdo ya que “los precios, que según la CE provocan un estrechamiento, fueron fijados por la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones”.