Los malandros de Podemos

28-04-2016
Imprimir este artículoImprimir Enviar este artículoEnviar Comentar este artículoComentar

Para quien no conozca la definición de ¨Malandro¨, debo decirles que es un término empleado en Venezuela para aludir a delincuentes de poca monta. Y es que la reiterada reacción esquiva de los dirigentes de Podemos, sobre el caso venezolano, hace que sea el que mejor encuentre para calificar la posición de Pablo Iglesias, Errejón y compañía, cuando se habla de este país latinoamericano.

Quizás se me califique de facha, pero que alguien me explique ¿Cómo es eso de tener ¨sentido social¨ y verdadero ¨sentido democrático¨ y no haber votado a favor de la libertad de los presos políticos y a favor de los derechos humanos en Venezuela? No logro comprender el interés latente de Podemos, al momento de demostrarnos que se puede andar ¨medio embarazado¨ por la vida, mientras emplea el malandraje (acción llevada a cabo por un malandro) academizado para justificar las profundas contradicciones que tienen en su seno.

Sin duda España no es Venezuela. Por ello, comparto diferencias actuales, con el fin de ilustrar mi nivel de indignación, ante la falta de moral de Podemos, sobre lo que se vive en este país:

1) En la Venezuela de hoy, el tribunal superior de justicia, además de declararse ¨revolucionario¨ ha invadido la institucionalidad proveniente de la separación de poderes; llegando a declarar nulidad a actos que solo confieren a la Asamblea Nacional (Congreso de los Diputados, en el caso español).

2) En Venezuela, una persona, de lo que se pudiese conocer como Clase Media, come muchas veces 2 veces al día, en la actualidad, y no es porque está desempleado, sino porque lo que hoy compras a X bolívares, mañana te vale XXX bolívares (se estima que para finales de este año llegue a 700% la inflación). Esto sin contar que deben sufrir una cola para comprar ¨lo que haya¨ en supermercado o farmacias (no se consigue leche, productos de primera necesidad o medicamentos que ayuden a garantizar el derecho a la alimentación y salud que uno debería tener como ciudadano).

3) En Venezuela, el salario mínimo promedio está por debajo de los 10 USD (cambio real, el que se logra conseguir en la calle) y eso ha hecho que la gente tenga que varios trabajos a la vez o se dedique a la economía informal o contrabando (lo que se conoce allí como ¨bachaqueros¨).

4) En Venezuela, se está viviendo en medio de ¨cortes continuos de electricidad¨, que hacen inviable producir o siquiera estar en casa. A la fecha el corte promedio por hogar está entre las 4 y 6 horas diarias, en la actualidad, y se proyecta que pueda alcanzar a las 10-12 horas de cortes diarios a este paso.

5) En Venezuela, criticar al gobierno es motivo de miedo, porque no se sabe quién es peor, el policía o el ladrón y con solo decir algo mal, te pueden meter preso y acusarte de cualquier cosa, sin capacidad de la legítima defensa (no solo como lo que está viviendo Leopoldo López, sino esto sucede en cualquier nivel social).

6) En Venezuela, los representantes del Gobierno por 17 años se han hecho mil millonarios a costa de la ¨revolución¨ y el país ya casi no tiene reservas internacionales, ni oro en sus arcas, ni capacidad de pago para sacar adelante medidas que ayuden a paliar el caos energético que se vive allí, por ejemplo. Aunque si sigue habiendo dinero para pagar asesores internacionales y seguir controlando el flujo de capital generado por la alta burocracia construida por el proyecto ¨chavista¨ durante todo este tiempo.

7) En Venezuela, la mujer más rica del país es la hija de un presidente difunto (Chávez) y eso que el papá era un luchador social y ella no se le conoce negocio alguno. Al menos como para estar entre las más ricas de este mundo.

8) Venezuela es el único país que tiene ahora 5 días no laborales para sus empleados públicos y donde los niños solo ven 4 días clase en los colegios, ya que así lo dispuso el gobierno actual para ¨solventar¨ el problema energético, cuando existe un drama económico a nivel tsunami.

9) En Venezuela, los medios de comunicación, se han plegado a los intereses y presiones del gobierno actual, hasta el punto que ni siquiera cubren los saqueos, protestas y actos vandálicos que están sucediendo cada vez con mayor regularidad en todo el país.

Pese a todo lo antes expuesto. Si logro ver elementos comunes, entre el chavismo y Podemos: estos últimos me huelen mucho a las primeras versiones de los primeros. Pese a que quieran ponerse la piel de oveja, Podemos, al menos en el caso venezolano, solo me ha demostrado la complicidad, con la que ¨malandros¨ procuran apoyarse entre sí para defender sus propios intereses, sin dar muestra de un mínimo de escrúpulo (estómago) para mostrar sensibilidad ante la crisis humanitaria que se vive dicho país, aunque muchos no logren o quieran verlo.

Lo visto ayer en el Congreso de los Diputados, justifica la indignación aquí expuesta, así como el calificativo que creo que para Podemos es más que meritorio. Insisto, quizás muchos me acusen de plegarme a los intereses de la ¨casta¨, pero nunca he intentado parecer ¨medio embarazado¨, cómo procura Podemos cuando se habla de Venezuela, por ejemplo. Solo espero que sirva la posición mostrada por Podemos, ante el caso venezolano, para calibrar el cúmulo de contradicciones que tienen en su seno, para quienes siguen creyendo en el ¨cuento de la lechera¨ que ellos siguen intentando vender, para hacerse con el poder en España.

Elías Said

Doctor en Periodismo por la UCM

Profesor universitario y experto en Comunicación

Investigador, consultor y SMAC con más de 10 años de experiencia profesional


MIS ÚLTIMOS POSTS:
  • Venezuela contra la tiranía 26-07-2017
  • Venezuela se harta del chavismo 11-04-2017
  • Los colombianos dijeron NO a la Paz 03-10-2016
  • La Paz en Colombia 26-09-2016
  • Venezuela sangra y como si nada… 17-06-2016
  • pinga02 728x90
    Síguenos en Facebook y Twitter
    © 1997-2019 AGD y LaSemana.es
    ¿Quiénes somos? | Contratar publicidad