Mundial de Baloncesto 2014

GRUPO A
España 10
Brasil 9
Francia 8
Serbia 7
Irán 6
Egipto 5

GRUPO B
Grecia 10
Croacia 8
Argentina 8
Senegal 7
Puerto Rico 6
Filipinas 6

GRUPO C
EE.UU. 10
Turquía 8
R. Dominicana 7
Nueva Zelanda 7
Ucrania 7
Finlandia 6

GRUPO D
Lituania 9
Eslovenia 9
Australia 8
México 7
Angola 7
Corea del Sur 5


Un nuevo "Dream Team" de oro

14-09-2014
Comentar este artículoComentar Imprimir este artículoImprimir Enviar este artículoEnviar 1249

La nueva generación de estrellas de la selección estadounidense se cubre de oro. Kyrie Irving recoge el legado que dejaron Lebron James, Carmelo Anthony y compañía y guía al "Dream Team" a la victoria que les corona como los campeones del mundo de baloncesto.


El encuentro comenzó medianamente disputado. Serbia salió agresiva y Estados Unidos comenzó fría. Parecía que los balcánicos podían meter en problemas al "Dream Team" cuando Anthony Davis se marchaba al banquillo con dos personales en tan solo dos minutos de partido.

Pero antes de que los europeos se pudiesen aprovechar de la tocada defensa de los norteamericanos, Kryzewski ordenó atacar con todo el repertorio ofensivo. En ese momento el partido quedó decidido.

El protagonista en los primero compases fue DeMarcus Cousins. El rascacielos de los Sacramento Kings amuralló la canasta de los estadounidenses y fue la pesadilla de la defensa rival. El pivot fue el máximo reboteador del partido con 9 capturas y se fue hasta los 11 puntos. Poco a poco el resto del equipo de las barras y estrellas se fue sumando a la tónica de Cousins, y a mediados del segundo cuarto la diferencia en el marcador ya era de 20 puntos.

Pasado el ecuador del partido, la dominancia de Estados Unidos era tal, que hasta cedieron en defensa y se abrió el festival ofensivo. A partir de ese momento Serbia tuvo más facilidades para encestar, pero era claro que Djordjevic sabía que ganar el partido era una gesta que rozaba lo imposible.

Aun así, el técnico del conjunto balcánico quiso homenajear a sus guerreros e hizo una rotación en la que todos sus hombres acabaron pisando el parqué. Algo que no ha sido habitual en los partidos de Serbia.

Estados Unidos no bajó el ritmo en intensidad ni cuando vieron que al terreno de juego salían los suplentes. El referente ofensivo del "Dream Team" fue Kyrie Irving. El base de los Cavaliers se fue hasta los 26 tantos con un excelente 6 de 6 en tiros de tres. De cerca le siguió Harden, con 23 puntos, mientras que Kenneth Faried, el jugador más productivo del Mundial para Estados Unidos, decidió jugar más relajado y se marchó hasta 12.

El partido terminó con un marcador de altos vuelos: 129-92. Un resultado que refleja lo que pocos dudaban, la supremacía estadounidense en el deporte del esférico naranja. El equipo de ‘Coach K’ vuelve a hacerlo y domina otra vez una competición internacional tras un Mundial de broche de oro. Terminan invictos y habiendo vapuleado a todos sus rivales.

Por parte de Serbia, salen de la lucha con una medalla de plata que les debería de saber a oro. El equipo balcánico ha hecho un mundial para enmarcar, yendo de menos a más. Resucitaron de sus cenizas en la fase de grupos para dar la sorpresa y llegar hasta las finales. Un auténtico espectáculo.

Mundial de Baloncesto 2014
Síguenos en Facebook y Twitter
© 1997-2019 AGD y LaSemana.es
¿Quiénes somos? | Contratar publicidad