Esta web contiene cookies. Al navegar acepta su uso conforme a la legislación vigente Más Información
Sorry, your browser does not support inline SVG

EUROCOPA 2012

Alemania, a semifinales tras fulminar a Grecia

Por M. Elena Martínez QuesadaTiempo de lectura3 min
Deportes22-06-2012

Conocido el primer semifinalista, la solvente Portugal de un intratable Cristiano Ronaldo, tocaba certificar el nombre del segundo: Alemania. Con todas las papeletas y el cartel de favorito incluso antes de disputarse el choque, la selección germana consiguió un gran pase a semifinales tras vencer en un excelente partido a una Grecia desfallecida, a la que fusiló sin piedad y desterró de esta Eurocopa 2012.

Alemania 4 – Grecia 2 El gran clásico de la Eurozona arrancó en Gdansk bajo la tensión propia del momento. Ante la atenta mirada de la canciller alemana, Angela Merkel, la todopoderosa Alemania, “favorita por lógica” como apuntó su seleccionador, salió a arrollar desde el principio a una precaria Grecia que llegaba al choque sin el motor y carburante heleno, Giorgos Karagounis. El cuadro germano, tal y como era de esperar, salió a devorar a su contrario, a hacer suya la pelota y a encarar el encuentro con la calma y frialdad propia alemana. Mientras, Grecia se colocaba y se limitaba a esperar, y así no conseguía intimidar al equipo teutón. Dejando en el banquillo a la ametralladora Gómez, a Müller y a Podolski, y probando con un once revolucionario como tildaron los medios germanos, Alemania desbordaba al conjunto heleno. Con la entrada de Miroslav Klose, Mesut Özil encontraba la conexión perfecta, y la muralla griega parecía sucumbir. El combinado de Löw llegaba con rapidez, embestía y lo intentaba como siempre, con contundencia. Y a base de intentarlo, llegó el gol. En el minuto 39, el gran disparo con la pierna derecha de Phillip Lahm puso en pie al banquillo alemán, que se iba al descanso con una mínima, aunque importante, ventaja en el marcador. En la reanudación, la feroz Alemania terminó de culminar un partido que desde antes de jugarlo parecía pertenecerle. Y fue en esta segunda parte donde el equipo teutón ametralló sin piedad a un conjunto heleno desfallecido, que encajó tres tantos que hicieron mella en la llaga del primero. El golazo de Sami Khedira de empalme; el cabezazo perfecto de Klose tras recibir un centro perfecto de Özil, de córner; y el tanto de Marco Reus de rechace, fueron las tres cruces con las que tuvo que cargar el conjunto de Fernando Santos durante un segundo período en el que Alemania volvía a dominar, y Grecia se echaba atrás sin saber qué más hacer. Sin embargo, lejos de dar el partido por perdido, la selección helena parecía dar la sorpresa nada más comenzar la segunda parte. Un temprano gol de Giorgios Samaras en el minuto 55 abría completamente el encuentro, que parecía comenzar de cero. Pero poco le duró la felicidad a los griegos, ya que el combinado alemán pronto retomó la posesión y el control del partido, y no desaprovechó ninguna ocasión. Fue entonces cuando llegaron los tantos de Khedira, Klose y Reus, y el encuentro se convertía en goleada alemana. Y con el 4-1 en el marcador, los griegos ya no pudieron hacer nada, sólo celebrar un tanto de penalti de Salpigidis en el 90'. Alemania volvía a ganarle, una vez más, la batalla a Grecia. Goliat venció esta vez, y con contundencia, a un desaparecido David que no supo encarar al gigante, a una selección griega que no pudo conseguir la gesta de derrotar al combinado alemán, que está desarrollando una fantástica Eurocopa y que ya espera rival para enfrentarse en la semifinal: Italia o Inglaterra. Goles: 1-0 Lahm (39’) 1-1 Samaras (55’) 2-1 Khedira (62’) 3-1 Klose (69’) 4-1 Reus (75’) 4-2 Salpigidis (90’)