EL RINOCERONTE Y EL POETA (Miguel Barrero , Ficción)

Nunca es tarde para tener crisis existenciales

Imprimir este artículoImprimir Enviar este artículoEnviar Comentar este artículoComentar

El rinoceronte y el poeta

Autor: Miguel Barrero

Editorial: Alianza editorial

Género: Ficción

Páginas: 208 páginas

Precio: 14,75€

Miguel Barrero (Oviedo, 1980) ha publicado un libro de fantasías diferente a los demás. La trama aborda la vida de un maestro de universidad español llamado Eduardo Espinosa que ha pasado toda su carrera estudiando al poeta portugués Fernando Pessoa. Espinosa iba con frecuencia a Lisboa con el motivo de reunirse con más especialistas en el trabajo y la vida del poeta, pero esta vez, ya con una avanzada edad, visita Portugal porque su amigo Gonçalves se lo ruega. Espinosa va con la esperanza de que le asigne ser el organizador de la celebración del aniversario de la muerte de Pessoa. De camino hacia Lisboa, recuerda que en 1515, un rinoceronte que provenía de las Indias, desembarcó en un puerto de la capital portuguesa. Eduardo Espinosa se preguntó qué relación podría existir entre aquel acontecimiento y el poeta portugués. 

Este libro tiene una exactitud impecable en cuanto a las calles lisboetas que hacen que se pueda imaginar con facilidad qué recorrido hace el protagonista. La narración omnisciente y la falta de entrecomillados dan a entender los pensamientos del personaje principal, que repite mucho las interrogaciones internas. Cada pequeña cosa que cruza el pensamiento de Espinosa es motivo de reflexión, como si todo tuviese un significado profundo en su vida.

Miguel Barrero utiliza símiles constantemente en la historia para esclarecer la nostalgia que el protagonista sufre con sitios y épocas. Además el uso de símbolos y presagios, dan la homogeneidad al mensaje que quiere transmitir Barrero. La novela es muy existencialista, se repite mucho en estos asuntos y por lo tanto, la trama pasa mucho más dentro de pensamientos que en la realidad del protagonista, lo cual hace que se haga un poco lenta.

El autor quiso adentrar al lector en una mente que se alimenta de fantasías diariamente, pero a sabiendas de que nadie puede sobrevivir sin una dosis de realidad. El final de la novela salta de la mente del protagonista a sus pies, que nunca dejaron de estar sobre la tierra aunque lo hubiese olvidado. 

El rinoceronte y el poeta es una ficción muy humana, habla de lo que a cualquiera le pasa al viajar o al ser marcado por un sitio. Esta novela explora la nostalgia, la decadencia y el mejor lugar para hablar sobre ello es una ciudad decadente como Lisboa. Esta ficción se convierte en cruda realidad para el final en el que el autor envía un mensaje recordatorio: la vida se va en la espera de que se vayan presentando oportunidades, si alguien quiere que algo pase simplemente debe hacerlo pasar.

Novedades | Más Libros
pinga02 728x90
Síguenos en Facebook y Twitter
© 1997-2017 AGD y LaSemana.es
¿Quiénes somos? | Contratar publicidad