CINCUENTA SOMBRAS LIBERADAS (James Foley, XXII)

El cine por fin se libera de su sombra más oscura

Comentar este artículoComentar Imprimir este artículoImprimir Enviar este artículoEnviar

Cincuenta Sombras Liberadas

Director: James Foley

Actores: Jamie Dornan, Dakota Johnson, Kim Basinger, Rita Ora, Arielle Kebbel, Luke Grime

Género: Drama

Duración: 105 min

País: EEUU

Año: XXII

50 sombras liberadas pone punto y final a la tormentosa historia de amor de las novelas de Erika Leonard Mitchell. En esta nueva entrega los recién casados Christian (Jamie Dornan) y Anastasia (Dakota Johnson) creen haber dejado atrás su oscuro pasado y disfrutan de su luna de miel en Europa. La felicidad del nuevo matrimonio durará poco al empezar a llegar noticias de extraños incidentes en las propiedades de Grey, mientras que el antiguo jefe de Ana, Jack Hyde (Eric Johnson), regresará para poner su vida patas arriba de nuevo.

Siguiendo el estilo de las dos películas anteriores, donde debería aflorar el instinto y la pasión, nos encontramos con coreografías y movimientos estudiados. Incluso los supuestos juegos eróticos quedan bastante flojos. Porque sí, se sigue viendo esa habitación roja llena de fustas y antifaces, pero las relaciones íntimas que se nos muestran no salen de la postura del misionero. Es más las escenas de sexo son repetitivas y en muchos casos innecesarias, teniendo una cada 10 minutos que no venga a cuento.

Los actores tampoco lucen, Dakota Johnson defiende a su personaje pero lo hace con menos entereza que otras veces, ya que trata de ser peleona ante los imprevistos con su ex jefe a la vez que sumisa con su nuevo esposo, mezcla que no acaba de convencer. Por su parte en la mayoría de las escenas Dornan se dedica a pasearse por la pantalla sin casi gesticulación. Incluso el supuesto villano Jack Hyde, interpretado por Eric Johnson, ha quedado plano, sin casi aspiraciones y sin la astucia para llevar a cabo sus planes.

Cabe destacar la banda sonora de la película llevada por Danny Elfman (4 veces nominado al Óscar). La selección musical es bastante empalagosa con canciones como Love Me Like You Do, de Ellie Goulding o Kit con Ariana Grande y Sia. La mención especial se la lleva Maybe I'm Amazed escrita por Paul McCartney e interpretada por el propio Dorman.

A pesar de las malas críticas, la película tiene pinta de llevarse buena parte de la taquilla, ya que una gran cantidad de público acudirá a la sala para terminar la trilogía y su estreno hará que muchas parejas jóvenes opten por ella a falta de competencia romántica en la cartelera. Quizá debería empezar a preocupar por qué el público joven se ve atraído por este modelo de relación amo-sumisa de personajes sin profundidad.

Estrenos | Más Películas
Síguenos en Facebook y Twitter
© 1997-2018 AGD y LaSemana.es
¿Quiénes somos? | Contratar publicidad